Últimas Noticias
Inicio / Multimedia / Un joven mató de un ladrillazo a un hombre en Grand Bourg

Un joven mató de un ladrillazo a un hombre en Grand Bourg

Después de llegar del mercado el sábado pasado, José Alberto León salió a tomar aire fresco a la vereda de su casa, en la esquina de Batalla de Maipú y Bouchard, en la localidad de Grand Bourg. Adentro estaban sus dos hijos, un varón de 17 años, y la nena de 13; además de su esposa, María Elena Escobar. Minutos después de las nueve de la noche, se cruzó con Marcos Fernández. José lo conocía porque vivía a la vuelta de su casa y porque había ido a cortarse el pelo a la peluquería de su hijo, en un local que levantaron con mucho esfuerzo en el frente de la casa.

La viuda María Elena junto a sus hijos.
La viuda María Elena junto a sus hijos y la foto de José.

Días atrás, entraron a robar a la peluquería y los vecinos le dijeron que había sido Marcos, que tenía la misma edad que su hijo. Entonces, José lo encaró para decirle que no lo hiciera más y pedirle que le devolviera el teléfono celular que se había llevado. En ese momento, apareció la hermana de Marcos. “Llegó a los gritos, increpando y diciendo que no se metieran con su hermano. Cuando yo salí a ver qué sucedía, me tiró al piso y me pegó una piña”, contó a Malviticias la viuda. En ese instante, José intentó separarlas pero recibió un ladrillazo que lo mató. Se lo había arrojado Marcos.

Ayer al mediodía, familiares y amigos de José se reunieron en el lugar del hecho para reclamar Justicia. En un momento, la mamá de José se descompuso por la emoción. La acompañaban sus vecinas y amigas, del otro lado de Grand Bourg.

Todavía sus seres queridos no pudieron despedir a José, porque su cuerpo yace junto a otros 40 cuerpos en la morgue de Morón. “Hay demora y tenemos que esperar”, le contó angustiada a Malviticias Lorena Ponce, una de las tres hermanas de la víctima.

Marcos está demorado en el Instituto de Menores de La Plata. La causa la lleva adelante la fiscalía juvenil de San Martín y la causa está caratulada como homicidio simple, que tiene una pena de entre 6 y 12 años.

Un rato después, los familiares se manifestaron pacíficamente en el frente de la casa de Marcos. Solamente hubo que caminar unos 30 metros, no más. Mujeres y hombres bajo la lluvia con sus paraguas y carteles con la foto del asesino.

En un pasillo al fondo de la casa sobre Bouchard, vive la hermana de Marcos, Carolina. Para la viuda, ella es la instigadora del crimen y reclama que también vaya presa. Le pidió al intendente Leonardo Nardini que intervenga en la causa y que le de protección a los hijos de Mariana, dos niños de entre 6 y 8 años, que también son víctimas de sus malos tratos.

María Elena descubrió que en la vereda había manchas de sangre y algo más. Se agachó y tomó con sus manos pedazos de masa encefálica de José. Fue una escena aterradora. Todos se quedaron mirando, inmóviles, sin encontrar palabras para expresar tanta angustia.

0
1

Leer +

mujeres

Una semana atravesada por cuestiones de género

“¿Por qué quieren que renuncie? Porque soy mujer y porque piensan que soy frágil. Y …